Se negocia con IOMA una compensación por coseguros


En ese mismo concepto se incluirían, además, los desfasajes arancelarios que se han venido produciendo en los distintos planes especiales


Como de algún modo era de prever, el Instituto de Obra Médico Asistencial, no aceptó finalmente el reclamo de la Federación Bioquímica para incrementar en no menos de un 50% el valor de los bonos de los coseguros que abonan los afiliados del IOMA y que corren por cuenta de las distintas organizaciones gremiales que representan a los diferentes sectores de la administración pública bonaerense y los docentes.


Pero la firmeza del reclamo de FABA hizo que se abriera en lo inmediato una puerta para que esa situación pudiera compensarse a la mayor brevedad, lo mismo que el retraso arancelario que se registra por las prestaciones de laboratorio que se brindan en el marco de los distintos planes especiales que mantiene el Instituto.


Hay que recordar que a lo largo del año que llega a su fin, el IOMA cerró una pauta arancelaria del 20% tanto para la cápita como para las determinaciones que se abonan por prestación, incremento que se implementó en dos tramos no acumulativos del 10% cada uno, desde los meses de julio y noviembre, respectivamente; aunque durante 2020 abonó mensualmente una cápita completa, con ciertos retrasos en algunas ocasiones.


El lunes 14 de diciembre se llevó a cabo un encuentro al que asistieron, por la Federación Bioquímica, su Secretario, Dr. Gabriel Di Bastiano y el Gerente General, Cr. Mario Caroccia, mientras que por el IOMA lo hicieron el Director General de Prestaciones, Gustavo Martínez, y el asesor de la presidencia de la obra social, Gustavo Durán.


En ese encuentro, los representantes del Instituto finalmente negaron el reclamo de FABA en torno a los coseguros, obviamente para no suscitar rispideces políticas con los gremios estatales en tiempos en los que se deben discutir las pautas salariales de 2021.


El Dr. Di Bastiano planteó la inviabilidad, para los bioquímicos, de seguir percibiendo un bono de coseguro cuyo valor, de 200 pesos, está congelado desde marzo de 2019.


El Secretario de la FABA también reclamó la actualización arancelaria urgente que el Instituto abona por las prestaciones que se brindan por los planes especiales de salud.

Por ello, el directivo de FABA demandó la búsqueda de algún tipo de solución a estas dos situaciones planteadas, ante lo cual, las autoridades del Instituto respondieron que se debería hallar una fórmula para brindar a los bioquímicos una compensación remunerada, tanto por el muy deteriorado valor de los bonos de los coseguros, como los aranceles de los planes especiales.


Se acordó así, que el jueves 7 de enero, se lleve a cabo un nuevo encuentro entre representantes de la Federación Bioquímica y del Instituto para comenzar a trabajar sobre este tema; en la oportunidad y con relación a este encuentro, FABA manifestó la imperiosa necesidad que se llegue a un acuerdo que nos resulte satisfactorio, lo antes posible.


Queda claro que el guarismo que finalmente se determine para esta “compensación” deberá quedar incluido en el valor de la cápita, independientemente de la pauta arancelaria que para el año que se inicia acuerden la Federación Bioquímica y el Instituto.


En este último sentido hay que señalar que falta todavía definir cuándo comenzará a definirse esa pauta arancelaria, aunque como sucede habitualmente, antes de ello el gobierno provincial deberá definir las negociaciones paritarias con los docentes y los trabajadores de la administración pública.

SUBIR